PADECIMIENTOS

Tu salud es lo más importante, monitorea estos síntomas y acude a consulta en caso de sospecha.

  • Una protuberancia en el frente del cuello, cerca de la manzana de Adán.
  • Ronquera.
  • Glándulas inflamadas en el cuello.
  • Dificultad para tragar.
  • Dificultad para respirar.
  • Dolor en la garganta o el cuello.
  • Una tos que persiste y no es causada por un resfriado.
  • Sangre en la materia fecal.
  • Vómitos.
  • Pérdida de peso.
  • Dolor de estómago.
  • Ictericia (color amarillento de los ojos y la piel).
  • Ascitis (acumulación de líquido en el abdomen).
  • Un bulto nuevo en la mama o la axila (debajo del brazo).
  • Aumento del grosor o hinchazón de una parte de la mama.
  • Irritación o hundimientos en la piel de la mama.
  • Enrojecimiento o descamación en la zona del pezón o la mama.
  • Hundimiento del pezón o dolor en esa zona.
  • Secreción del pezón, que no sea leche, incluso de sangre.
  • Cualquier cambio en el tamaño o la forma del seno.
  • Dolor en cualquier parte del seno.
  • Sangrado fuera de la menstruación
  • Abundante flujo vaginal con pequeñas cantidades de sangre.
  • Sangrado tras mantener relaciones sexuales.
  • Dolor abdominal y molestias en la zona inferior en la espalda.
  • Anemia y pérdida de peso sin razón conocida.
  • Cansancio.
  • Falta de apetito.
  • Incremento del vello corporal a raíz de la alteración de las hormonas.

Acorde a las estadísticas proporcionadas por el Gobierno, en México el cáncer es la tercera causa de muerte, fallecen por esta enfermedad 14 de cada 100 mexicanos por lo que un diagnóstico y tratamiento oportuno son de vital importancia.